Se requiere promover más investigación clínica en el Perú

El Perú registra el 11% de participación del total de ensayos clínicos que se realizan  en la región

  • Los ensayos clínicos se realizan para confirmar la calidad, seguridad y eficacia de un medicamento

Los ensayos clínicos son estudios de investigación para evaluar la calidad, seguridad y eficacia de nuevos tratamientos. Se realizan simultáneamente en varios países alrededor del mundo, favoreciendo el acceso a nuevas alternativas terapéuticas, así como a nueva tecnología e innovación.

Pese a su importancia y  beneficios que genera, la investigación clínica ha venido disminuyendo en los últimos años. Esto ha motivado que muchas veces ya no se incluya o se dificulte la participación del Perú en los ensayos clínicos a nivel mundial, derivando esta participación a otros países de la región, tales como Brasil, Argentina, México, Chile y Colombia.

En nuestro país la investigación clínica se desarrolla desde el año 1995, y  entre los años 2000 y 2008 fue el periodo que registró un importante crecimiento. Desde entonces, la tasa ha disminuido. En la actualidad, el Perú sólo registra el 11.8% de participación del  total de ensayos clínicos en la región, el cual asciende a 6,536*, siendo Brasil y Argentina los países que más intervienen; y a nivel mundial posee el 0.4% de participación.

La investigación clínica genera aportes económicos y sociales  a los países. En el caso de los pacientes, ofrece la oportunidad de disponer de nuevos y mejores tratamientos, en su mayoría muchos años antes que se comercialice y con beneficios inmediatos. Además atrae  un importante flujo de inversiones destinados a la  financiación  de estas pruebas y aporta  tecnología de última generación, generando evidencia directa sobre la calidad de los medicamentos y produciendo mejoras en los tratamientos estándar. Por otro lado, genera puestos de trabajo y desarrollo profesional con  experiencia práctica en el campo de la investigación clínica.

Es importante mencionar que la investigación científica trabaja con pacientes voluntarios y permite a los médicos determinar si un nuevo medicamento es de calidad, seguro y efectivo, es decir si sus propiedades funcionan y no dañan a las personas. Incluye 4 fases, siendo la primera dedicada a evaluar la inocuidad del medicamento; en la segunda fase se estudia la seguridad y dosis en pacientes; en la tercera se evalúa la  eficacia y seguridad; y la cuarta fase está destinada al seguimiento durante su uso. En el Perú principalmente se desarrollan los estudios que se encuentran en fase dos, tres y cuatro, se dan en las especialidades de oncología, endocrinología, infectología, cardiología y neumología.

Cabe mencionar que en los países más desarrollados científicamente, la investigación clínica es un componente esencial de los sistemas de salud. Constituye el motor de las mejoras en cuanto a calidad, eficacia y seguridad tanto en medicamentos como en salud, y la generación de productos farmacológicos basados en evidencias concretas y claras.

En ese sentido, urge realizar acciones para promover el desarrollo de la investigación clínica en el Perú, a fin de convertir al país en un lugar atractivo a nivel internacional para la realización de estos estudios.

*Fuente: www.clinicaltrials.gov

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *